Lamentable trato a Rigoberta Menchú Tum

Todos hemos escuchado de Rigoberta Menchú Tum, Guatemalteca de nacimiento, Premio Nobel de la Paz en 1992, activista de 47 años de edad, que por su liderazgo en la vida política de Guatemala igual despierta admiración como rechazo entre la dominante y mayoritaria población ladina (mestiza) del país, quien aseguró estar dispuesta “a luchar contra los fantasmas” que se han opuesto a su participación electoral y contender para ganar la Presidencia de su país.
Esta Honorable Mujer está de visita en Cancún. Para mayor detalle, hospedada en el hotel Fiesta Americana Coral Beach, hotel de Gran Turismo, galardonado con el Five Diamond Award (concedido por la calidad de sus servicios) en varias ocaciones.
Pues bien, resulta ser que pasó momentos bochornosos cuando, en medio de un escándalo, ¡trataron de sacarla de éste mismo hotel, donde ella esta registrada como huésped!
Créalo amable lector. David Romero, conductor del noticiero local "Enfoque Radio", denunció que cuando entrevistaba ayer a la activista guatemalteca en la sala de espera del Fiesta Americana Coral Beach, empleados de seguridad del hotel la quisieron sacar, al confundirla con una de las vendedoras de artesanía —llamadas "trenceras"— que trabajan en la zona hotelera de Cancún y visten atuendos indígenas.
Entrevistado al respecto, el alcalde de Cancún, Francisco Alor Quesada, lamentó la actitud del personal del hotel, señaló que es muy preocupante que en los hoteles se sigan dando acciones discriminatorias hacia la gente por su forma de vestir o por sus rasgos físicos. Es un honor, dijo, que personalidades como la señorita Menchú visiten Cancún y con ese mismo honor deberían ser tratados. No es posible ni creíble que a una huésped tan distinguida la confundieran con una "trencera" -agregó. El edil cancunense "agradeció" a Menchú Tum que no hiciera más escándalo del incidente y que asumiera ninguna actitud negativa y que todo eso confirma la gran calidad humana que tiene la activista y ahora política guatemalteca.-Es triste que la hayan tratado así, sobre todo porque se trata de una gran mujer -concluyó Alor Quesada.

¿Qué más se puede añadir, amigos? Esta actitud mostrada por el personal de seguridad de éste nefasto hotel no me extraña nada. Yo trabajé varios años como representante de agencia de viajes (cariñosamente auto-llamados reptiles) y si he de mencionar hoteles donde recibíamos el peor trato, el Fiesta Americana Coral Beach es uno de ellos. No quiero desviar la atención del lamentable caso de la Señora Menchú, en próximas entregas les explicaré por qué hago tal aseveración de éste hotel.

Por ahora agrego éstas observaciones personales:
Es increíble que el personal de seguridad del Coral Beach NO haya reconocido a una huésped del mismo hotel donde ellos trabajan (o trabajaban) sin importar que fuera una persona prominente o no. Pero es INDIGNANTE que maltraten, desprecien y discriminen a una persona, CUALQUIER persona, sólo por su aspecto físico o su indumentaria.
Pero éstos personajes actuaron de ésa manera prepotente y despectiva, porque sus jefecitos les piden que actúen así. No hay más. Así están entrenados. Ellos sólo obedecen órdenes.
En esta ocasión le tocó a Rigoberta Menchú y por eso el caso toma notoriedad, pero es el pan de todos los días para nosotros, los que vivimos aquí ¿O me equivoco amigo Cancunense? ¿A usted no le ha pasado que "lo pasen a correr" (como decimos por acá) de una playa porque "pertenece" a este u otro hotel? o ¿que le nieguen la entrada a una disco o restaurant por no vestir "fashion" o por ser "prietito" o "parecer naquito"? ¿O no le ha pasado que un taxista prefiere llevar turistas güeros en lugar de transportarlo a usted "paisano"? Lo triste de todo ésto: somos discriminados por mexicanos... en México.

Ya me imagino a ésos nefastos empleados de seguridad gritándole a la Premio Nobel "ora india patarrajada, 'pa juera con todo y chivas" mientras la levantaban en vilo con todo y su "vendimia"... como en las películas de la "India María" cuando le caía la chota, le quitaba su puesto de naranjas y la subían a la "julia"... qué nivel.

No olviden dejar sus comentarios, para hacerlo, hagan click con el cursor del "maus" en la palabra "comentarios" que se encuentra justo bajo éstas líneas. Cuidense mucho y no se asoleen tanto, no me los vayan a "descriminar" por prietos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

hola, buenos dias...

como represalia ya no me voy a hospedar mas en el fiesta americana... claro, de todos modos nunca he ido porque está carisimo... eso es verdadera discriminacion contra los pobres...jeje

laura dijo...

Claro que es lamentable el trato a nuestra propia gente, sin embargo nosotros tenemos la culpa, por que preferimos perder nuestra dignidad para ganar unos cuantos pesos, me refiero a que desgraciadamente solo cumplimos con nuestro trabajo para agradarle al jefe y nos aumente 10 pesitos mas a nuestro miserable sueldo, yo creo que la mayoria de la gente aqui en cancun es ignorante y sin educacion, no me refiero a que no fue a la escuela, me refiero a la falta de cultura que tienen y a la falta de humanidad, por que aunque me den ordenes para hacer cosas atorces como esta, creo que ante todo debemos poner nuestra calidad humana y si bien no me parece sacar a una persona por su apariencia entonces que se chingue mi jefe y la saque el mismo...

Suscríbete para recibir información de mi blog en tu correo

Escribe tu direccion de correo:

Delivered by FeedBurner